El Ayuntamiento intenta impulsar otro PGOU dejando al margen los yacimientos y la cornisa

24/03/2012. Diario de Sevilla

El futuro PGOU de Valencina cumplirá con toda la legalidad vigente y renunciará a cualquier intento de construir en la zona declarada Bien de Interés Cultural por los yacimientos arqueológicos y en el escarpe y la cornisa del Aljarafe, protegidos por el Plan de Ordenación del Territoriio de la Aglomeración Urbana de Sevilla (Potaus).

Éste es el mensaje con el que el alcalde, el socialista Antonio Suárez, ha retomado la redacción de unas normas urbanísticas para el municipio, que pretende culminar en los más de tres años que quedan de mandato y que en la localidad pasa, no ya por el consenso político -Suárez no tiene mayoría absoluta en el Pleno-, sino por el acuerdo ciudadano, dado el peso específico que en la localidad tienen los movimientos conservacionistas de distinta índole (patrimoniales, de defensa del territorio...). Éstos han logrado frenar con sus alegaciones y movilización numerosos proyectos promovidos desde las administraciones que consideraban lesivos para la zona. Incluso, fueron determinantes para que el PSOE recuperara en 2007 la Alcaldía. Una de las primeras decisiones de Suárez fue, siguiendo el compromiso que adquirió, derogar un proyecto de PGOU impulsado por el anterior gobierno local y que proponía 8.000 viviendas en un municipio que tiene ahora 3.030. Alrededor de cuatro millones de euros que se ingresaron por convenios urbanísticos para unas 4.000 viviendas no están en el Ayuntamiento. En 2007, el Consistorio pidió también una auditoría a la Cámara de Cuentas, que no se ha realizado aún y que este órgano de extracción parlamentaria ha anunciado que incluirá entre los trabajos que encargará a consultoras privadas este año.

Suárez apunta que en el nuevo intento no se planearán más de un millar inmuebles y se ubicarán exclusivamente en el kilómetro y medio que separa el núcleo principal de las urbanizaciones, más al Sur. Con el PGOU, se quiere abordar también la mejora de la movilidad "sostenible", sobre la idea de un cordón verde y carriles bici que bordeen el municipio y que conecten con la estación de Cercanías. Precisamente esta semana la Comisión Provincial de Patrimonio ha avalado la iniciativa para construir un carril para bicis entre Valencina y Castilleja de la Cuesta con fondos Feder de la UE. Con el PGOU se quiere ordenar los equipamientos, sobre todo, hacia la zona de las urbanizaciones; se estudiará el reto histórico de sacar del casco urbano las torres de telecomunicaciones y se intentará impulsar el área de oportunidad productiva en la zona de la Vega.

En cuanto al espinoso asunto de los yacimientos arqueológicos, el edil avanza que el reto sigue siendo ponerlos en valor, pero renunciando a grandes proyectos como el centro de interpretación que se proyectó junto al Dolmen de la Pastora, que dependía de la financiación de otras administraciones. "Apostamos por edificios más livianos ahora, menos ambiciosos, por musealizar in situexcavaciones que se realizan desde el propio Ayuntamiento", explicó el alcalde.

Estas ideas se han plasmado ya en un documento de criterios y objetivos con el que se ha empezado a trabajar en una mesa de participación que se reúne cada quince días aproximadamente, en la que están los partidos políticos, las AMPA y asociaciones deportivas. También se ha llamado a los colectivos conservacionistas. Según el alcalde, la idea es promover una verdadera participación. Aunque no convence a todos. Plataformas como la de Valencina Habitable ya ha renunciado a acudir porque creen que ya ese documento de criterios debía de haberse debatido y sigue habiendo dudas, pese a que el alcalde lo niega, que en un municipio en el que la práctica totalidad del suelo libre fue adquirido por promotoras, el urbanismo vuelva a utilizarse para lobrar el dinero que habrá que devolver a los promotores o como arma de negociación. Suárez insiste en que no es así y en que quiere contar con todos.

Publicado por Andrés Trevilla el sábado, marzo 24, 2012  

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada